Poema sideral

 

Si pudiera regalarle la luna

y cubrirla de cien mil estrellas

no dudaría ni un segundo

en volar a recogerlas.

 

Si me pidiera el silencio

y acallar a las tormentas

despejaría las nubes

con la cola de un cometa.

 

Si saltara en el espacio

y cayera en algún planeta

construiría un cohete

para ir detrás de ella.

 

Y si me regalara un beso,

por muy pequeño que fuera,

lo guardaría a buen recaudo

para disfrutarlo cuando vuelva.

 

Pero si me pide que la olvide

y que sus ojos no me pierdan

no le puedo prometer

que me cueste la vida entera.

 

Contacto

Correo electrónico:

info@revistacheshire.com

Revista Cheshire en redes sociales: